+34 930 135 819 | moc.c1709532816stulo1709532816sba@o1709532816fni1709532816

Search
Close this search box.

La Empresa Familiar: Empresa familiar vs. Familia empresaria

¿Qué es una empresa familiar?

Llamamos Empresa Familiar a aquella empresa cuya propiedad y dirección están en manos de una o varias familias. La familia es el propietario principal de la empresa.

La empresa familiar representa el 89% de las empresas españolas. (Fuente: The European Innovation Scoreboard)

 

La empresa familiar vs. la familia empresaria

La empresa familiar se refiere al negocio en sí mismo, mientras que la familia empresaria se refiere a la familia propietaria y sus relaciones, roles y dinámicas en relación con la empresa familiar.

La relación entre ambas puede ser beneficiosa debido a la fuerte conexión emocional y compromiso con el negocio, pero también puede ser problemática si las dinámicas familiares interfieren en la toma de decisiones empresariales o surgen conflictos familiares que afectan el desempeño del negocio.

Por tanto, es importante establecer límites claros entre la vida personal y profesional y tener en cuenta que los intereses de la familia empresaria y los de la empresa familiar pueden no siempre estar completamente alineados.

Diferencias con la empresa no familiar

Propósito

Las empresas no familiares tienen un propósito claro y definido, que suele ser maximizar el retorno de inversión para sus accionistas. Por otro lado, las empresas familiares también buscan maximizar el retorno de inversión, pero suelen estar motivadas por un propósito más allá del beneficio económico, como la continuidad del legado familiar o la creación de un legado.

Toma de decisiones

Las empresas no familiares suelen tener una estructura de toma de decisiones clara, donde los altos ejecutivos y el consejo de administración tienen un papel importante. En cambio, en las empresas familiares, la toma de decisiones puede ser más compleja, ya que se mezclan intereses familiares y empresariales. Las decisiones pueden estar influenciadas por factores como las relaciones personales, las emociones y las tradiciones familiares.

Cultura corporativa

Las empresas no familiares suelen tener una cultura corporativa clara y establecida, que se basa en valores y principios definidos. En las empresas familiares, la cultura corporativa suele estar influenciada por la cultura familiar, lo que puede resultar en una mayor informalidad y en la valoración de las relaciones personales por encima de los resultados económicos.

Financiación

Las empresas no familiares suelen recurrir a la financiación externa, como la emisión de acciones o la obtención de préstamos. En cambio, las empresas familiares pueden tener acceso a la financiación externa, pero suelen recurrir a la financiación interna, como los ahorros de la familia o los dividendos de la empresa.

Sucesión

La sucesión en las empresas no familiares suele estar basada en la meritocracia y en la experiencia laboral, mientras que en las empresas familiares la sucesión suele estar basada en la continuidad del legado familiar y en la tradición. Esto puede resultar en la elección de sucesores no necesariamente los más calificados o adecuados para el puesto, sino aquellos que están relacionados con la familia o que han sido designados desde hace tiempo.

‘Nobleza de espíritu’ en la empresa familiar

Formar parte de una familia empresaria no facilita el ser feliz.

Hay situaciones que pueden hacer esto más difícil:

  • La responsabilidad de un legado mitificado
  • Predeterminación a seguir el negocio
  • La rivalidad con otros familiares
  • La falta de reto o el excesivo confort
  • Dificultad para construir autoestima

 

La habilidad de la familia empresaria para alcanzar la felicidad y el éxito conjunto se basa en su capacidad para:

  • Crear mecanismos que faciliten la motivación y el compromiso de sus miembros.
  • Demostrar sensibilidad y empatía hacia los miembros de la familia empresaria.
  • Establecer canales de comunicación claros y efectivos para mantener una comunicación abierta y eficaz.
  • Trabajar en equipo y enfocarse en el bienestar y la felicidad de sus miembros.

 

La familia define el destino de la empresa y le impregna sus valores.

Para que el negocio pueda ser transmitido debe:

  • Permanecer en el tiempo
  • Contribuir al desarrollo de sus miembros
  • Contener ‘nobleza de espíritu’, esto quiere decir, calidad moral, sensibilidad y una familia competente

Existen 4 principios que rigen la empresa familiar:

  • La empresa no es sostenible sin una gran familia
  • La empresa precisa de una familia competente con capacidad de transformación
  • Es necesario un propósito noble
  • La empresa debe ser fuente de felicidad para sus miembros

La empresa familiar precisa de una familia empresaria y cultiva su nobleza de espíritu:

  • Entendiendo la complejidad de sus relaciones
  • Trabajando la empatía

¿Cómo se gestionan las relaciones en una familia empresaria?

La familia empresaria debe gestionar:

  • Su relación con la empresa
  • Su relación con su entorno
  • Su relación con sus miembros
 

Hacer competir a los hijos para tener un buen Director General, ayuda a tener un buen director general, pero tiene un alto potencial destructivo a medio plazo

La familia debe poder constatar -cómo y cuánto- está impactando de forma positiva en el desarrollo de la empresa.

La empatía

Relación con la familia

Cuando se trata de familia, solemos sentir empatía por aquellos que son «los nuestros», mientras que podemos ser menos empáticos con aquellos que consideramos «los otros».

Este comportamiento puede explicar por qué las relaciones familiares pueden ser destructivas a veces.

Desarrollar la empatía familiar

Para mejorar las relaciones familiares, es importante desarrollar la empatía familiar y potenciar la unión a través de un proyecto común inclusivo. Es importante que cada miembro de la familia conozca sus fortalezas y debilidades.

Deben ser una comunidad que se cuida mutuamente, donde el altruismo es recíproco, la conexión entre los miembros es fuerte. La familia empresaria construye y mejora la relación entre la empresa y la sociedad.

La condición de miembro de la familia empresaria afecta a los niveles de libertad y poder.

La empresa crece cuando permite a sus miembros orientar sus vidas hacia donde ellos decidan que quieren vivir. Mejora cuando permite asociar los deseos y aspiraciones de cada uno de acuerdo con sus propias aspiraciones y capacidades.

La empresa familiar debe ser fuente de felicidad para sus miembros

Josep Fenoy

Josep Fenoy

Director
Especialista en Estrategia Empresarial y Modelos de Negocio